Parole Humanitario: Más de un millón de solicitudes en limbo de revisión

Más de 380.000 solicitudes de Parole humanitario para cubanos estaban pendientes de revisión a finales de abril pasado, según documentos internos de Departamento de Seguridad Nacional de EE.UU recibe un promedio de casi 12.000 solicitudes diarias para patrocinar a ciudadanos de Cuba, Haití, Nicaragua y Venezuela.

Los cubanos son el segundo grupo con más peticiones en espera de revisión, superados solo por los haitianos, con más de 580.000 casos pendientes. En tercer lugar, aparecen los venezolanos, con casi 120.000 solicitudes, y los nicaragüenses, con más de 20.000. El número total de peticiones pendientes de los cuatro países supera ampliamente las más de 100.000 personas que han podido entrar de manera legal a EEUU a través del programa de parole humanitario.

Los documentos internos del DHS obtenidos por CBS News muestran que, en apenas unos meses, el Gobierno de EEUU ha recibido más de 1,5 millones de solicitudes de personas interesadas en patrocinar a ciudadanos de Cuba, Haití, Venezuela y Nicaragua.

A finales del mes pasado, la agencia estaba recibiendo un promedio de casi 12.000 solicitudes diarias para patrocinar a ciudadanos de estos cuatro países. La cifra, descrita como “abrumadora”, implicaba que en apenas tres días se procesaban los casos que debían procesarse en un mes, según el limite de 30.000 permisos de ingreso legal a EEUU a otorgar mensualmente.

Debido a la avalancha de solicitudes para patrocinar a ciudadanos de estos cuatro países, el pasado 18 de mayo, el Gobierno de Joe Biden anunció que había actualizado el proceso de revisión de las peticiones. Un día antes, el Servicio de Inmigración y Ciudadanía (USCIS) comenzó a seleccionar al azar aproximadamente la mitad del total mensual de solicitudes, independientemente de la fecha de recepción, explicó la agencia en un comunicado citado por EFE.

La otra mitad del total mensual se revisa en función de cuándo se presentó la solicitud, dando prioridad a los casos más antiguos, como se hacía anteriormente.

El objetivo de este cambio en el proceso de revisión “es mantener una oportunidad significativa y equitativa para que todos los solicitantes” puedan presentar su caso, señaló la agencia. Asimismo, advirtió que no acepta más de una solicitud por cada caso.

El Gobierno de Biden implementó el programa en octubre de 2022 para los venezolanos y en enero de 2023 sumó a los solicitantes de Cuba, Haití y Nicaragua.

En abril pasado 28.738 migrantes de los cuatro países ingresaron a EEUU gracias a este programa, según cifras de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP).

Casi 15.000 cubanos habían conseguido emigrar a EEUU a través del programa entre enero y marzo de 2023, según informaron funcionarios de la Administración de Joe Biden, a finales de abril.