Aviso de no nadar en área de Virginia Key

Miami-Dade emitió un aviso de “no nadar” para el área de Virginia Key al registrarse un desbordamiento de aguas residuales en la planta de tratamiento de aguas del distrito central ubicada en Virginia Key. El aviso, emitido afecta a las aguas de Norris Cut al norte, Bear Cut Bridge al este, William Powell Bridge al oeste y Dog Beach al sur, donde se recomienda no nadar, ni practicar actividades acuáticas, como pesca o paseos en bote.

Según el Departamento de Agua y Alcantarillado de Miami-Dade, una de sus brigadas que intentaba solucionar una falla mecánica en una de las cámaras de la planta de tratamiento de Virginia Key provocó un desbordamiento, “detenido y contenido dentro de las instalaciones”. “Los trabajos de reparación están en curso”, advierte el comunicado.

“Sin embargo, como medida de precaución excesiva, el Departamento de Salud de Florida en el condado de Miami-Dade y el Departamento de Recursos Reguladores Económicos llevarán a cabo muestreos de las vías fluviales circundantes incluida la Bahía de Biscayne”.

El comunicado afirma que se colocarán carteles para designar las áreas afectadas y que el aviso de no nadar permanecerá vigente hasta que se realicen dos días consecutivos de pruebas que demuestren que las aguas no están contaminadas, después de que se completen las reparaciones.

“Continuaremos comunicándonos con el público hasta que se haya levantado el aviso. La prioridad del Departamento de Agua y Alcantarillado de Miami-Dade es brindar un servicio seguro y confiable a sus clientes”.